Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Marco Denevi - La vuelta de Odiseo

30 de agosto de 2008







Penélope
, desde el alcázar del palacio, lo vio llegar a Itaca. Sus ojos se llenaron de lágrimas. Habían transcurrido treinta años desde que Ulises partiera hacia Troya. Y ahora estaba de vuelta, débil, viejo, enfermo, arruinado por los padecimientos y las privaciones. Pero yo le prepararé un regreso glorioso, pensó.
-Tú -le dice a una muchacha- siéntate en mi silla e hila en mi rueca.
-Y vosotros -añade, dirigiéndose a los jóvenes- fingid ser los pretendientes. Y cuando él cruce el lapídeo umbral y blandiendo sus armas pretenda castigaros, simulad que caéis al suelo entre ayes de dolor o huid como delante del propio Aquiles.
Y la provecta Penélope de cabellos blancos, oculta detrás de una columnas, sonreía con desdentada sonrisa y se restregaba las manos sarmentosas.

(Omar Denice: Apostillas a los clásicos, Madrid, 1945)


Transcripto de Falsificaciones (2ª edición)
Buenos Aires, Calatayud ediciones, 1969



1 comentarios:
Anónimo 19 de octubre de 2008, 21:19  

MATHER FUCKER

Publicar un comentario en la entrada




***

Archivo

  © Blogger templates Romantico by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP